Español
Gamereactor
críticas de cine
Pet Sematary: Bloodlines (Paramount+)

Cementerio de Animales: El Origen (Paramount+)

Paramount continúa con esta serie aterradora, la hemos visto y tenemos mucho que comentar.

Suscríbete a nuestra newsletter

* Campo obligatorio

La ironía queda clara cuando Cementerio de Animales, que es de lejos una de las historias más oscuras de Stephen King, fracasa una vez más en ver lo que tiene delante. Dejad que lo que está muerto y enterrado descanse. Sin embargo, el estudio tiene otra idea. Como el remake de Kevin Kölsch and Dennis Widmyer de otro año, que aún sigue presente en nuestras mentes, fue tan rentable, no podemos culparlos de querer hacer un poco más de dinero, o de intentar sacarle provecho a los derechos de licencia una vez más.

Con esta precuela, ninguno de los dos anteriores directores ha querido volver y en su lugar, la responsabilidad ha caído sobre Lindsey Anderson Beer, una persona con poca relación con el género de terror y que cuya única experiencia real digna de mencionar en la industria es como la guionista de Sierra Burgess es una perdedora. Puede que no sea la premisa más esperanzadora, pero es cierto que el cine de terror está lleno de directores que contra todo pronóstico han conseguido producir obras maestras y sorprendernos a todos.

Teniendo en cuenta todo esto, vamos a adentrarnos en Cementerio de Animales: El Origen y así ver qué es lo que ofrece esta precuela. La película tiene lugar mucho antes de la historia de Stephen King y nos lleva de vuelta al pequeño y somnoliento pueblo de Ludlow, en Maine. En esta película, la directora intenta profundizar en las fuerzas sobrenaturales mientras que sigue los pasos de un joven Jud Crandall, cuyas palabras se han convertido en sinónimo de la franquicia.

No es ninguna sorpresa que el cementerio maldito vuelva a tener un papel tan importante y a pesar de que todos los involucrados parecen ser plenamente conscientes de los peligros de utilizar los poderes de este cementerio, lo hacen igualmente. Crandall contacta con Timmy, un veterano de guerra que murió y que ha sido resucitado en el cementerio gracias a su desesperado padre, interpretado por David Duchovny, y esta es la premisa en la que se basa toda la película, más o menos una repetición exacta de una historia que ya se había contado antes.

Pet Sematary: Bloodlines (Paramount+)
Publicidad:

En resumen, no hay nada nuevo que ver; es el mismo ciclo de violencia y miseria que se repite una vez más, pero esta vez sin la sensibilidad y delicadeza de Stephen King. La historia en la que se basa esta precuela es una versión muy extendida de unas pocas líneas del libro en las que aprendemos sobre Timmy Bateman, la última persona que fue enterrada y resucitada por las fuerzas sobrenaturales del cementerio y que se volvió completamente loco y violento en Ludlow.

Es una historia que en teoría habría sido interesante de desarrollar, si no fuera por el hecho de que no tiene ningún tipo de tensión, ni revelaciones, ni momentos aterradores. La película no es profunda, le falta alma, a pesar de intentar centrarse en los lazos familiares y el duelo de haber perdido a un ser querido. Sin embargo, esto no es nada nuevo y como hemos dicho antes, son temas que el autor desarrolló mucho mejor y de forma más profunda en su libro, y más tarde en la adaptación cinematográfica de Mary Lambert en los años 80.

La directora hace un intento fallido por reconectar el cementerio con sus raíces a través de dos personajes, Manny y Donna, que son descendientes de nativos americanos. Este tema no se desarrolla de forma muy efectiva y tampoco con delicadeza. Súmale a todo esto una edición increíblemente torpe, que roza incluso lo incompetente, de hecho una de las peores de este año, y obtienes como resultado un completo fracaso superficial de película, pero seamos sinceros, ¿a alguien le sorprende?

Cementerio de Animales: El Origen es (por desgracia) tan mala como esperábamos, una película donde el terror es sustituido por sonidos fuertes y repentinos y cortes rápidos, y donde cualquier matiz ha sido arrojado a los leones. El guion es banal, la actuación mediocre, los efectos especiales cutres y la película entera te deja un sabor desagradable que podría describirse como el de una reunión de trabajo. En conclusión, Cementerio de Animales: El Origen es la definición de superficial y no tiene ni una aportación original. Todos los involucrados deberían estar avergonzados.

Publicidad:
02 Gamereactor España
2 / 10
overall score
Media Gamereactor. ¿Qué nota le pones tú? La nota de la network es la media de las reviews de varios países

Contenido relacionado



Cargando más contenido