Español
Gamereactor
críticas de cine
Cazafantasmas: Imperio helado

Cazafantasmas: Imperio helado

La familia Spengler se ha trasladado a Nueva York para salvar la Gran Manzana de los mismos espectros y engendros que llevan décadas asolando sus calles.

Suscríbete a nuestra newsletter

* Campo obligatorio
HQ

A menudo he encontrado extraño el discurso que rodea a Cazafantasmas. Desde la concepción de la serie en los años 80, quizá haya habido una película excelente y original (la primera) y todas las demás han sido aventuras divertidas y entretenidas con defectos notables. Ya sea Cazafantasmas 2, el reboot de 2016, Cazafantasmas: Más allá, o incluso la flamante Cazafantasmas: Imperio helado, todas estas películas han sido de diferente calidad, pero nunca han alcanzado la altura de la película de la que proceden. Aunque algunos dirán que Imperio helado es una de las peores, yo simplemente afirmaría que es más de lo mismo sobre Cazafantasmas que hemos conocido durante años. No es un cine innovador ni único, pero es entretenido y cuenta con algunas estrellas y actuaciones carismáticas que te mantienen atento a la pantalla durante su metraje.

HQ

Los típicos encuentros de los Cazafantasmas a los que estamos acostumbrados siguen siendo emocionantes y la multitud de espectros y engendros a los que se enfrenta la pandilla, algunos de los cuales vuelven a ser favoritos de los fans, hacen que la acción sea entretenida e ideal para todas las edades. Los tropos de ciencia ficción y el caos que la serie siempre ha presentado en abundancia también están aquí, pero ahora, a diferencia de Más allá y su ambientación más arraigada en el medio oeste americano, aquí el ajetreo y el bullicio de Nueva York están presentes para reforzar la acción, y esto hace que las escenas y las oportunidades sean más interesantes, pero también asegura que la película esté empapada de nostalgia, quizás demasiado a veces.

Lo que hizo de Más allá un soplo de aire fresco no fue solo el nuevo reparto, sino también el hecho de que no pareciera la típica historia de Cazafantasmas. Imperio helado sí. La ciudad de Nueva York está en peligro de ser destruida por un dios ancestral y depende de los Cazafantasmas salvar el mundo usando casi exactamente los mismos trucos y herramientas de siempre. No me malinterpretéis, es emocionante ver a la pandilla eliminando engendros con las mochilas de protones y persiguiendo espectros por Manhattan en el Ecto-1 con sus eternas sirenas azules zumbando, pero tampoco negaré que esta fórmula está empezando a parecer demasiado similar y manida.

Publicidad:
Cazafantasmas: Imperio helado

Además, debido a la forma en que se han incorporado los personajes heredados, se ha perdido gran parte del encanto y la dinámica familiar que hacían que Más allá pareciera tan personal, y esto, combinado con un montón de personajes nuevos, hace que el reparto a menudo parezca hinchado y no permita que florezcan los personajes o los hilos narrativos más interesantes. Quiero ver más de la familia Spengler, quiero ver a Phoebe (McKenna Grace), Gary (Paul Rudd), Callie (Carrie Coon) y Trevor (Finn Wolfhard) formando equipo y resolviendo estos problemas como la nueva era de Cazafantasmas. A pesar de lo mucho que me gusta el equipo original, Bill Murray, Ernie Hudson, Dan Aykroyd y Annie Potts no aportan mucho a la historia esta vez y, en todo caso, parece que solo se han incorporado como una forma de pulsar el interruptor de la nostalgia.

Con esto no quiero decir que los personajes clásicos sean la única pega de esta película, ni mucho menos. Hay algunos personajes y argumentos nuevos que se utilizan para unir la narración y, francamente, no todos funcionan o parecen relevantes. El arco argumental de Phoebe, en el que interviene un visitante más amistoso del otro lado, no termina de cuajar y, en todo caso, debería haberse eliminado para centrarse más en las tendencias rebeldes de Phoebe como adolescente y en el hombre que intenta poner fin a su carrera como cazafantasmas. Lo mismo puede decirse de cómo se utiliza a Gary, Trevor y Callie, ya que después de la primera mitad de la película, la mayoría de la familia Spengler se siente como una ocurrencia tardía, a pesar de que su dinámica es la mejor parte de esta película y Rudd, como siempre, es una delicia absolutamente carismática que roba las escenas en las que está.

Cazafantasmas: Imperio helado
Publicidad:

Cazafantasmas: Frozen Empire es una película que podría haberse beneficiado de otro par de ojos en su guion y en el storyboard. Esta película sería mejor si fuera más corta y se centrara en lo que nos sorprendió y enganchó a todos durante el reinicio en Más allá. Sigue habiendo elementos clave y brillantes, grandes efectos visuales y cinematográficos, interpretaciones fuertes y carismáticas, y un montón de emocionantes escenas y momentos de acción sobrenatural, pero es demasiado larga y tropieza con su propio peso la mayor parte del tiempo. No está ni cerca de ser la mejor película de Cazafantasmas ni de igualar a Más allá, pero tampoco es, ni de lejos, la peor película de Cazafantasmas que he visto. Es divertida pero imperfecta, y eso es más o menos lo que Cazafantasmas ha sido siempre. Algunos dirían, incluyéndome a mí, que Imperio helado es la Cazafantasmas tradicional, para bien o para mal. Podéis tomaros eso como proceda.

05 Gamereactor España
5 / 10
overall score
Media Gamereactor. ¿Qué nota le pones tú? La nota de la network es la media de las reviews de varios países

Contenido relacionado

Cazafantasmas: Imperio helado

Cazafantasmas: Imperio helado

CRÍTICA DE PELÍCULA. Autor: Ben Lyons

La familia Spengler se ha trasladado a Nueva York para salvar la Gran Manzana de los mismos espectros y engendros que llevan décadas asolando sus calles.



Cargando más contenido