Español
Gamereactor
análisis de hardware

Análisis del proyector para gaming Epson EH-TW6250

Epson pone sobre la mesa (o colgando del techo) un proyector "4K" que quiere dar buena respuesta para juegos y entretenimiento a un precio razonable.

Suscríbete a nuestra newsletter

* Campo obligatorio
HQ

Jugar a tus juegos de consola o PC en un proyector que te saque de la 'pequeña' ventana del estándar de las 55 pulgadas de las TV actuales (o de las 24-27" de tu monitor) siempre pareció el sueño de cualquier jugador, máxime ahora en verano que se puede hacer en exterior, sobre la pared blanca de tu casa del pueblo. Pero, la verdad es que este sueño lleva más de 20 años sin llegar a realizarse en algo comparable a la experiencia en pantallas autoiluminadas por diversos factores. Que si los proyectores no alcanzaban la resolución 4K, que si su conectividad era muy limitada, que si necesitaban demasiada distancia de tiro, que si eran ruidosos o no muy brillantes, que si corregían todo lo demás eran demasiado caros...

Este año el histórico fabricante especializado en impresión e imagen se ha sacado de la manga el interesante modelo Epson EH-TW6250, un proyector de gama media que procura atender las necesidades de los jugadores en particular y de los amantes del entretenimiento audiovisual en general. En Gamereactor hemos estado trasteando con él durante una semana y, si bien se puede conseguir fácilmente desde primeros de año en distintas tiendas y canales de compra online, se hace mucho más tentador este verano, cuando ha rebajado su precio hasta quedarse sobre los 1.000 euros, desde sus 1.300-1.500 euros originales.

Ese descuento considerable sitúa al EH-TW6250 en una frontera realmente atractiva, yendo por delante que no se le pueden pedir las prestaciones de los proyectores de última generación que cuestan el triple, pero posicionándose hábilmente para los consumidores que siempre quisieron un proyector para entretenimiento y que, y esto es muy importante, reúnen las condiciones idóneas.

HQ
Publicidad:

Esto último tiene que ver con que todo lo que siempre has amado y odiado de los proyectores sigue ahí en mayor o menor medida. No esperes poderte pegar a la pared (para eso están las opciones lujosas de ultracorta distancia), ni tampoco que el brillo de la pantalla proyectada sea equiparable al de un panel LED, OLED o similar. Dicho esto, la verdad es que el EH-TW6250 se defiende bastante bien en cuestiones de ruido y de calor. Ambos factores estaban bajo control (lo segundo, además, solo en un costado), considerando la tecnología, tras varias horas de uso continuado.

Ahora bien, si tu sala de proyección permanente o temporal (tu salón o sala de home cinema o esa pared blanca en las noches veraniegas) puede mantener un ambiente de luz tenue o directamente a oscuras, y si cuentas con suficiente tiro como para proyectar una pantalla de 70 a 120 pulgadas, este modelo puede llegar a sorprenderte.

De hecho, en oscuridad casi total y con una pantalla sobre las 80 pulgadas nos pareció fantástico para jugar o ver películas y series, con unos negros muy serios y un brillo más que decente, casi de cine. Cuanto más grande sea esa pantalla (hasta las ¡500 pulgadas!), más brillo y nitidez pierde. En todo caso, un resultado muy bueno en condiciones ideales sobre blanco, sobre gris claro y por supuesto sobre pantalla de proyección dedicada (hazte con una sí o sí si lo dejas fijo), gracias a sus 3LCD produciendo 2800 lúmenes y un contraste de 35.000:1.

¿Y por qué es bueno para gaming? Porque, aparte de 4K para que los píxeles como puños no canten a esos tamaños, tiene una respuesta bastante rápida por debajo de los 20 ms, en muchas ocasiones más veloz que la de muchas TV modernas. Además, su escalado es correcto, por lo que hemos pasado buenas sesiones tanto en el full-HD de Zelda: Tears of the Kingdom y Mario Kart 8 Deluxe (sí, para que al dividir la pantalla en cuatro quedara una tele completa) como en los gráficos punteros de Returnal para PC.

Publicidad:

Por lo demás, la unidad resulta especialmente agradable al tacto, sobre todo sus 'faders' o deslizadores de ajuste de imagen, y viene de serie con una buena solución para la cuestión trapezoidal, haciendo que lo que antes era un engorro ahora sea algo más natural.

Pero sin duda el as en la manga del Epson EH-TW6250 no es precisamente su condición para jugar; es su condición de dispositivo Android TV. Como una TV Android (aunque algunas sufren al usar apps en ellas y requieren un dispositivo externo), que este proyector venga con un sistema completo Android TV integrado significa que todo queda más limpio en la instalación (te despreocupas de enchufar por HDMI y a la corriente otro aparato), y que visualizas directamente desde el aparato plataformas de streaming como Netflix, Disney+, HBO Max, Amazon Prime Video, Apple TV o YouTube. Por si fuera poco, el software va muy suelto, así que no necesitas preocuparte por la entrada externa HDMI salvo para usos más específicos como juegos de consola o PC.

Y una 'tontería' como el altavoz incorporado, aunque lógicamente no es la mejor forma de acompañar a sus imágenes, lo cierto es que ayuda en la instalación o cuando se trata de proyectar contenidos no cinematográficos, por ejemplo imágenes relajantes de fondo o gráficos y galerías de fotos a modo de pase de diapositivas.

Dicho todo esto, hay dos peros que no se pueden dejar de mencionar a nivel más técnico. La resolución 4K PRO-UHD usando 3LCD en lugar de DLP es un poco de mentirijilla: va con truco al hacer una especie de escalado no real desde fuentes full-HD 1080p por desplazamiento diagonal de píxeles, perdiendo un pelín de detalle por el camino pero pegando un buen tajo al precio final. Lo segundo, probablemente relacionado con lo primero, es que adopta el viejo estándar HDMI 1.4 de entraa ya que, claro, en realidad nunca va a trabajar con las señales actuales.

Comprar un proyector debe ser una decisión muy consensuada en base a las condiciones de la sala principal donde dará su servicio de juegos y home cinema. Si llevas años pensando que tienes un espacio que reúne esas condiciones, con su relación calidad/precio compensa sus carencias lógicas en la gama media y por tanto el Epson EH-TW6250 es una de las opciones compactas más interesantes y versátiles para disfrutar de cine en casa, series y videojuegos en la gran pantalla.

08 Gamereactor España
8 / 10
+
Gran resultado en condiciones ideales, sobre todo los negros. Buena gestión del ruido y del calor. Sistema Android veloz y versátil. Compacto, agradable al tacto. Altavoz incorporado. Cables larguísimos y dos mandos en la caja. Genial calidad/precio.
-
Requiere un tiro importante, pierde mucho brillo enseguida con la distancia. Solo apto para ambientes oscuros. No es 4K real ni HDMI actual.
overall score
Media Gamereactor. ¿Qué nota le pones tú? La nota de la network es la media de las reviews de varios países


Cargando más contenido